La utilidad y vinculación de las sentencias del Tribunal de Justicia de la Unión Europea

Francisco Javier Córdoba Tercero. Graduado en Derecho y Egresado del Master en Abogacía UMH-ICAE (V Promoción). Guardia Civil con más de 25 años de experiencia en Seguridad Pública y Proyección Internacional. Actualmente compatibilizando su profesión con la de Asesor Jurídico y mediador.

Francisco Javier Córdoba Tercero. Graduado en Derecho y Egresado del Master en Abogacía UMH-ICAE (V Promoción). Guardia Civil con más de 25 años de experiencia en Seguridad Pública y Proyección Internacional. Actualmente compatibilizando su profesión con la de Asesor Jurídico y mediador.

Recientemente el TJUE ha dictado una sentencia en la que declara que el Reino de España ha incumplido el mandato del legislador europeo, concretamente a la hora de establecer un mínimo de tres vehículos para poder optar a tener una autorización de transporte de mercancías por carretera. Este incumplimiento ha motivado que, durante los últimos años, todo aquel autónomo que haya querido emprender y dedicarse al transporte de mercancías, se haya visto en la necesidad de adquirir una autorización individual mediante cesión, encarecida por la falta de estas o, establecer una cooperativa con otros autónomos, con el consiguiente riesgo y ventura.

Tanto el artículo 91.1 del Reglamento de Procedimiento del Tribunal de Justicia, como el artículo 121 del Reglamento de Procedimiento del Tribunal General, disponen que las sentencias del TJUE son obligatorias desde el día de su pronunciamiento. Igualmente, el TFUE, alude a la obligación de los Estados de adoptar medidas para la ejecución de una sentencia de incumplimiento (artículo 260.1) y a la obligación de la institución, órgano u organismo del que emanó el acto anulado, de adoptar las medidas necesarias para la ejecución de la sentencia (artículo 266.1). Pero el TFUE no contiene un precepto que prescriba con carácter general una obligación de aplicación de las sentencias del Tribunal, a diferencia de lo que sucede con otros actos de la Unión (artículo 288 TFUE).

En última instancia, el fundamento de la obligatoriedad de dicha sentencia se encuentra, para los Estados, en el principio de cooperación leal (artículo 4.3 TFUE), reservándose la alta institución la posibilidad de presentar recurso por incumplimiento. Y es en el marco de dicho recurso de incumplimiento, donde la sentencia estimatoria tiene carácter declarativo y se limita a constatar que dicho incumplimiento se ha producido, pero “el Tribunal de Justicia no tiene competencia para anular actos legislativos o administrativos de uno de los Estados miembros”.

En contraposición a dicha afirmación, debemos aclarar que el art. 260.1 TFUE, imprime al Estado el deber de “adoptar las medidas necesarias para la ejecución de la sentencia del Tribunal”, atendiendo al compromiso concertado de cumplir el Derecho de la Unión Europea, habida cuenta que lo que la sentencia declara es, precisamente, que éste se ha incumplido.

Esto contrasta con lo establecido en el art. 279 TFUE, el cual da la posibilidad al TJUE de ordenar medidas provisionales previas a la sentencia, lo cual crea una extraña paradoja, al dar la posibilidad al Tribunal de suspender una norma de un estado miembro hasta que se pronuncie, pero a su vez, la sentencia definitiva no puede suspender esa misma norma.

Sobre los plazos para la adopción de las medidas correctoras, el artículo 260 TFUE guarda silencio, si bien el criterio expresado de forma reiterada por la jurisprudencia del Alto Tribunal, es que la ejecución debe iniciarse inmediatamente y debe concluirse en el plazo más breve.

La consecuencia derivada de una sentencia del TJUE, que declara una norma contraria al Derecho de la Unión, es la posibilidad de declarar la invalidez de los actos administrativos realizados bajo el paraguas de dicha norma, existiendo en nuestro ordenamiento interno las siguientes vías de actuación.

En primer lugar, es posible utilizar la vía del artículo 106 LPACAP, cuando el vicio de invalidez que aqueja al acto puede subsumirse en algunas de las causas de nulidad establecidas en el art. 47, puntos 1 y 2 LPACAP, siendo el referido punto 2, el que declarar que “También serán nulas de pleno derecho las disposiciones administrativas que vulneren la Constitución, las leyes u otras disposiciones administrativas de rango superior […]”.

En segundo lugar, si la infracción del Derecho de la Unión hace al acto anulable y este es declarativo de derechos, la administración podrá utilizar la vía del art. 107 LPACAP, iniciando el procedimiento de oficio, si no han pasado 4 años desde que se dictó, no siendo posible que un particular inste dicha declaración de lesividad.

En tercer lugar, si el acto nulo o anulable es de gravamen, la Administración podrá revocarlo al amparo del art. 109.1 LPACAP, aunque condiciona esta posibilidad a que no haya transcurrido el plazo de prescripción. Pudiendo resultar útil para los casos en que el interés general exija la rectificación de actos contrarios al Derecho de la Unión.

En cuarto lugar, el art. 125 LPACAP regula el recurso extraordinario de revisión contra los actos firmes en vía administrativa, que procede por los motivos tasados en el apartado primero de dicho artículo. De entre estos motivos, podría acomodarse al supuesto de revisión de actos, la existencia de una condena por incumplimiento del TJUE, pudiendo aplicar lo establecido en la letra b): “Que aparezcan documentos de valor esencial para la resolución del asunto que, aunque sean posteriores, evidencien el error de la resolución recurrida”. En este sentido, el documento de valor esencial que evidencia el error del acto administrativo debería ser la sentencia del alto tribunal europeo, sin embargo, la jurisprudencia de nuestro Tribunal Supremo lo rechaza.

Para finalizar, el art. 102 de la LJCA, modificado por la Ley Orgánica 7/2015, de 21 de julio, regla el recurso de revisión para dar entrada a un nuevo motivo relacionado con las sentencias del Tribunal Europeo de Derecho Humanos, pero no ha dispuesto nada en relación con el Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

En este sentido, cabe entender que un correcto uso de la cuestión prejudicial podría evitar la existencia de sentencias contrarias al Derecho de la Unión y que, para los casos en que se quebrante una Directiva por no haber planteado dicha cuestión, podría solicitarse la aplicación de la doctrina del TJUE en los casos Kühne y Kempter, esto es, solicitar al órgano administrativo la revisión del acto firme por sentencia judicial.

También tendría cabida la posibilidad de hacer uso de la institución de la responsabilidad patrimonial, muy adecuada para neutralizar los efectos desfavorables del acto que no se puede revisar. Esto sería posible porque los derechos de los particulares conferidos por el Derecho de la Unión se pueden preservar mediante el abono de una indemnización, siempre que la sentencia del Tribunal no haya limitado sus efectos. Así lo reconoce el TJUE que ha establecido los requisitos para tener acceso a la misma.

flag-3370970_960_720 Para finalizar, otra vía distinta sería apelar a la Sentencia del  Tribunal Constitucional 145/2012, Sala Primera, de 2 de julio de 2012, recurso de amparo 273-2011, FF.JJ. 5 y 7, en base a la cual el Consejo de Estado recomienda moderación y propone “renunciar al reconocimiento expreso en nuestro Derecho del poder-deber de la Administración de inaplicar normas internas contrarias al ordenamiento jurídico comunitario”. A este respecto cabría esperar que, atendiendo al compromiso contraído por España, de acatar el acervo de la Unión Europea, en caso de que a partir de ahora, algún ciudadano quiera solicitar una autorización de transporte de mercancías por carretera, la administración se verá en la obligación de no poder aplicar el derecho nacional, en lo referente al requisito de los tres vehículos.

Francisco Javier Córdoba Tercero
18ª Edición del Premio de Artículos Jurídicos García Goyena

18ª Edición del Premio de Artículos Jurídicos García Goyena

La Facultad de Derecho de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED) ha convocado la 18ª edición del Premio de Artículos Jurídicos García Goyena.

La dotación de los premios previstos será la siguiente: un primer premio de 2.400 euros y un segundo premio de 1.200 euros, además de tres accésit. En todos los casos, a la dotación económica se acompañará la publicación en la Revista Digital de la Facultad de Derecho de la UNED; también se publicarán, en su caso, los tres accésit.

Los trabajos presentados deberán versar sobre la línea directriz siguiente: “Práctica española frente a los problemas jurídicos actuales”. Además, deberán ser originales e inéditos, con una extensión máxima de 35 páginas. Cabe destacar que será preciso seguir las instrucciones formales de publicación previstas para Revista de la Facultad de Derecho de la UNED.

Podrán participar licenciados y graduados en Derecho, tanto españoles como extranjeros, a excepción de quienes desempeñen tareas docentes o investigadoras en la sede de la Facultad de Derecho de la UNED en Madrid.

El plazo límite para el envío del original el 17 de enero de 2019.

Los artículos serán enviados, por triplicado y sin remite, a la siguiente dirección:

Premio Artículos Jurídicos “García Goyena” (18.ª edición) Decanato de la Facultad de Derecho de la UNED C/Obispo Trejo, 2 – 28040 MADRID

Pincha aquí para encontrar las bases completas.

GLOBALIZACIÓN Y ABOGACÍA: UNA ADAPTACIÓN NECESARIA

Post

María Mallia, Egresada del Máster Universitario Oficial en Abogacía UMH-ICAE Promoción 2016 (IV Promoción) Letrada del ICAV. Colegiada nº18662. Abogada ejerciente.


  • Reseña personal de la autora: ¡La abogacía ha sido siempre mi pasión! Me llamo Maria Mallia, y soy abogada, ejerciente en España, de nacionalidad Italiana. Mis estudios en Derecho empezaron en Italia en la Universidad de Bolonia y hace unos años decidí habilitarme, también, aquí en España, estudiando el Máster de Abogacía en la Universidad de Miguel Hernández de Elche. Durante este recorrido de estudio, he tenido la oportunidad de desarrollar mucha experiencia en diferentes bufetes de abogados, sea con prácticas de Derecho en el ámbito nacional o internacional, y esto me ha dado la posibilidad de entender la necesidad de aprender a integrarse en una sociedad globalizada y moderna aprendiendo el derecho desde una perspectiva global.

El abogado del futuro debe estar preparado en temas correspondientes al actual proceso de globalización socioeconómica que hoy se vive, por lo que su participación será esencial en temas de trascendencia mundial.

Como sabemos, la globalización es un proceso histórico de integración mundial en los ámbitos político, económico, social, cultural y tecnológico, que ha convertido al mundo en un lugar cada vez más interconectado, en una aldea global y el derecho es un elemento fundamental del vivir social, si la sociedad está en transformación, no se puede concebir un derecho estático e inmutable.

El derecho global está inmerso en la vida social en la que surgen nuevas necesidades legales que requieren soluciones innovadoras del mundo del derecho.

america-2775323_960_720

La globalización ha echado sus propias raíces, ante de todo, en los intereses económicos, y luego las ha alargado hasta el derecho y consecuentemente corresponde, ahora, al abogado aventurarse en esta nueva realidad, en el derecho internacional general se averiguaran aquellos cambios necesarios para adaptarlo a las necesidades de la vida de las relaciones internacionales o para orientarlos hacia la búsqueda de valores comunes a la entera humanidad.

Al mismo tiempo, la integración económica y social aumenta el carácter multinacional de los casos en que los abogados son llamados a asistir cotidianamente. Esto ha dado y da origen a un mercado internacional emergente de servicios legales, requiriendo un diferente tipo de abogado,respecto el abogado tradicional formado exclusivamente en un particular sistema jurídico nacional.

La recuperación de la dimensión social de la ley y el protagonismo de los abogados son dos puntos clave para comprender el impacto de la globalización en el mundo del derecho en respuesta a una precisa exigencia de este tiempo histórico. Esta es la razón por la cual también es necesaria una revisión de la identidad del jurista. Él no puede pensar en permanecer atrincherado en las aulas o bibliotecas;ahora está llamado a desempeñar un papel activo!

Eventos como Brexit y las elecciones por la nueva administración de los Estados Unidos solicitan el desarrollo de una alta perspicacia geopolítica. La nueva figura del abogado “global” es aquel conocedor de las leyes de diferentes países. Un “súper legal” capaz de moverse a gusto entre los procesos de la globalización, en cuanto se necesitan profesionales con una visión global y especializaciones que no formen parte de la formación clásica: desde los derechos de la web hasta las fronteras aún poco exploradas, como el derecho espacial. Gracias al conocimiento de idiomas y al estudio y actualización contínua, el abogado global puede trabajar en estudios de dimensión internacional pero también en empresas o asociaciones humanitarias con proyeccion internacional.

Se preparan a los abogados cuyas competencias y habilidades serán diferentes a los abogados de antaño, pues actualmente los jóvenes ya no se conforman con ser un abogado civil, penal o laboral, ahora buscan áreas innovadoras y de actualidad.

hammer-802296_960_720

Por tanto el abogado actual frente al de hace cinco años tiene que tener esa mentalidad y con el conocimiento del derecho de varias jurisdicciones y la capacidad para trabajar con profesionales de otras muy distintas. Esto supone un cambio paradigmático en la formación de los abogados, que exige que las universidades se actualicen para poder conseguir que estos profesionales tengan todas las habilidades que requiere la sociedad actual.

El proceso de cambio del nuevo papel del abogado del siglo XXI, ya debe comenzar desde la formación universitaria, que debe ser integral y interdisciplinaria. No puede limitarse a la ciencia del derecho tradicional, debe comprender conocimientos de informática, idiomas extranjeros, administración de empresas, economía y en fin todas aquellas materias que tienen relación con cada una de las ramas del derecho, en manera tal que el Abogado se prepara a afrontar a los cambios y las nuevas tendencias futuras.

Prácticas Externas con el ICAE

Prácticas Externas con el ICAE

El Ilustre Colegio de Abogados de Elche (ICAE) ha publicado recientemente la apertura del plazo para para que los despachos de abogados interesados en tutorizar prácticas de estudiantes del Máster de Abogacía soliciten la asignación de un graduado en Derecho para su bufete profesional.

Desde la perspectiva del estudiante del Máster, se abre así un periodo de prácticas como abogado que constituye el objeto de la asignatura “prácticas externas II”, y que consiste en la realización de lo que antes se conocía como la “pasantía” o el aprendizaje propio del ejercicio de la profesión de abogado bajo la tutela de un abogado cualificado. Cumplirán los requisitos para la inscripción aquellos abogados y abogadas del ICAE que hayan ejercido la profesión durante al menos cinco años y que, además, cuenten en sus despachos con un puesto físico dotado de ordenador en el que poder ubicar al abogado en prácticas.

Desde el Máster Oficial en Abogacía de la Universidad Miguel Hernández nos hacemos eco de la convocatoria anunciada por el ICAE, animando a los despachos a participar en este reto formativo que tutela el Colegio de abogados. Con respecto a las prácticas, cabe destacar que tendrán una duración de 165 horas, abarcando un período de septiembre de 2018 a diciembre de 2018.

La Universidad Miguel Hernández y el Iltre. Colegio de Abogados de Elche tienen suscrito un convenio de colaboración a efectos de impartir conjuntamente la formación profesional exigida en la Ley 34/2006, 30 de octubre, de Acceso a las Profesiones de Abogado y Procurador de los Tribunales.

Tal y como indica el propio Colegio en su post, los despachos interesados deberán enviar sus solicitudes, bien entregando por escrito en la Secretaria del Colegio la solicitud, o bien vía email a c.ruano@icae.es, hasta el 22 de junio del 2018.

Principales implicaciones del RGPD para un despacho de abogados y la protección de datos como oportunidad de negocio

Principales implicaciones del RGPD para un despacho de abogados y la protección de datos como oportunidad de negocio

Alfonso Pacheco Cifuentes, abogado del Ilustre Colegio de Abogados de Baleares, profesor del Máster Universitario en Abogacía UIB-CAIB, cotitular del blog www.privacidadlogica.es y titular del blog www.alfonsopachecoabogado.es

El 25 de mayo se da el pistoletazo de salida a la aplicación del Reglamento General de Protección de Datos, y nos vamos a encontrar una situación anómala, porque el legislador español se ha dormido en los laureles y la que tenía que ser la LOPD 2.0, en la que regular “los resquicios” que la normativa europea ofrece a los Estados miembros de la Unión Europea, se encuentra todavía en fase de tramitación parlamentaria y vayan ustedes a saber cuándo se aprobará y cómo se aprobará, porque dado el número de enmiendas presentadas y la actual composición del arco parlamentario se antoja difícil aventurar nada.

Este retraso no es fútil o inane, sino que tiene sus consecuencias, y les pongo dos ejemplos:

protecdatos

El RGPD prevé en su artículo 8 que las ofertas directas a menores de servicios de la sociedad de la información solo serán lícitas si el menor como mínimo tiene 16 años. No obstante, se permite a los Estados miembros fijar POR LEY una edad inferior a tales fines, siempre y cuando ésta no sea inferior a 13 años. El Real Decreto 1720/2007 patrio, por el que se aprueba el Reglamento de desarrollo de la actual LOPD, en su artículo 13 permite que los mayores de 14 años prestar por sí mismos consentimiento de sus datos personales… pero un Real Decreto no es una norma con rango de Ley, por lo que desde el 25 de mayo esa edad, al menos en cuanto se refiere a servicios de la sociedad de la información pasará a ser la de 16 años prevista en el RGPD, a expensas de lo que se establezca finalmente en la LOPD 2.0., lo que supondrá tener que realizar un segundo ajuste en los procesos de los responsables de tratamiento.

Por otro lado, la Disposición transitoria quinta del proyecto de la LOPD 2.0 establecía un régimen transitorio para los contratos de tratamiento por cuenta de terceros anteriores al 25 de mayo y que estuvieran en vigor. Pero como no se ha aprobado la norma antes de la aplicabilidad del RGPD ese régimen transitorio pasará muy presumiblemente a mejor vida.

En cualquier caso, estas son las cartas que tenemos, y con ellas hay que jugar, así que hay que “ponerse las pilas” y adaptar nuestra actividad como abogados al nuevo RGPD, que trae muchas novedades, como, por ejemplo:

  • La exigencia de una mayor conducta proactiva del responsable en el cumplimiento de los principios art. 5 del RGPD.

  • La idea de la privacidad desde el diseño.

  • La ampliación de las categorías de datos especialmente protegidos, ahora llamadas categorías especiales de datos.

  • La desaparición de la obligación de inscribir ficheros en la AEPD.

  • La ampliación de la información a facilitar a los interesados cuyos datos se vayan a tratar.

  • Muy importantes cambios en cuanto a la legitimación y consentimiento para el tratamiento de datos en el caso de los abogados. Desde mi punto de vista, la novedad más importante para nuestra actividad.

  • La introducción de nuevos derechos de los interesados

  • La introducción de la figura del Delegado de Protección de Datos, aunque ésta no entiendo yo que sea de aplicación obligatoria para un bufete de abogados.

  • La obligación de llevar un registro de actividades.

  • La Introducción de los análisis de riesgos y análisis de Impacto en la Privacidad

  • Un nuevo régimen de medidas de seguridad en el que pasamos de un sistema reglado a otro en el que “usted es mayorcito y ya sabrá que medidas tiene que adoptar para garantizar la confidencialidad, integridad y disponibilidad de la información.

  • Y, cómo no, un nuevo régimen sancionador que quita el hipo.

Por otro lado, la realidad es que la protección de datos es un área de trabajo que se abre a los abogados como campo de asesoramiento muy interesante, porque esto de la privacidad no se trata simplemente de tener unos “papelitos”, como diría Jorge García Herrero, insigne compañero del mundo eleopediano, sino de saber en cada momento y en cada entorno lo que se puede y no se puede hacer desde el punto de vista de esta normativa tan transversal, que afecta a todo tipo de actividad productiva y al sector público, y ahí entra en juego el profesional formado para dar servicio a sus clientes.

RGPD

La presentación que se pone a su disposición es la que utilicé hace unos días en una charla que, gracias a la propuesta e invitación de Esther Botella Pamies, presidenta de la comisión de nuevas tecnologías del Ilustre Colegio de Abogados de Elche, tuve la oportunidad de dar en esa Corporación sobre las principales novedades del RGPD y la protección de datos como vía de negocio para el abogado. Espero que a través de la misma puedan los alumnos del Máster de abogacía un primer acercamiento a la materia que, al menos, les permita hacerse una idea de la importancia creciente de la protección de datos y sus implicaciones para nuestra actividad profesional.

Si deseas acceder a la presentación completa, clica aquí

Los estudiantes del Máster de Abogacía visitan la Comisaría de Elche

El programa de Prácticas Externas I del Máster de Abogacía ha permitido a los estudiantes del máster visitar, los días 21 y 22 de mayo, las instalaciones de la Comisaría de Policía Nacional de Elche.

En su visita han sido excelentemente recibidos por el Comisario-Jefe de la Comisaría Nacional de Elche, Javier Pérez Castillo, quien les ha mostrado las instalaciones y dependencias así como las diversas unidades orgánicas y su funcionamiento. Sin duda, una visita enriquecedora que ha permitido que nuestro alumnado conozca a fondo el mecanismo de la Comisaría.

Los alumnos estuvieron acompañados durante su visita por Pilar Peña Piqueras – abogada y profesora del Máster de Abogacía, Presidenta Comisión del Turno de Oficio ICAE y Diputada 4ª del ICAE – el primer día, y por Mónica San Emeterio Gil – abogada y Vicepresidenta Comisión del Turno de Oficio ICAE y Diputada 7ª del ICAE – el segundo día de la actividad.

Desde el Máster en Abogacía queremos agradecer a la Comisaría de Policía Nacional de Elche, en especial al Comisario-Jefe Javier Pérez Castillo, la oportunidad de haber realizado esta actividad. Asimismo, agradecemos la labor de las abogadas y diputadas del ICAE Pilar Pena y Mónica San Emeterio. Y por último, el interés a los alumnos que asistieron a la visita.

 

VISITA DIA 2 VISITA DIA 1

 

EL SINDIC DE GREUGES DE LA COMUNITAT VALENCIANA RECIBE A LOS ESTUDIANTES DEL MÁSTER DE ABOGACÍA UMH-ICAE

DSC02128

Los días 15 y 17 de mayo, los estudiantes del Máster de abogacía de la UMH y el ICAE visitaron al Síndic de Greuges de la Comunitat Valenciana donde fueron cálidamente recibidos por el propio Síndic y el personal de la Sindicatura. Los estudiantes, que se organizaron en dos grupos diferentes para poder ser atendidos de manera personalizada, acudieron acompañados y asesorados por la profesora de Derecho Civil de la UMH, Dra. Cristina López Sánchez y por los abogados del ICAE y también profesores también del Máster, D. Antonio Vicente Amorós y Dª Pilar Peña Piqueres.

El objetivo de la visita era conocer el funcionamiento de la institución, la tramitación de las quejas, el proceso para emitir las resoluciones y contrastar el conocimiento teórico previo que los estudiantes tenían de la institución con su actividad práctica cotidiana.DSC02142

La función principal de esta institución es investigar las posibles vulneraciones de derechos y libertades de los ciudadanos. En este contexto, el Síndic de Greuges puede iniciar una investigación, bien porque así se lo solicita un ciudadano o una persona jurídica o bien porque lo considere oportuno el propio Síndic. La investigación tratará de esclarecer los actos y las resoluciones de la administración, autoridades o funcionarios para ver y comprobar si algún derecho o alguna libertad no han sido respetados.

Esta visita se enmarca enlogo-cabecera@2x la asignatura del Máster “Prácticas externas I” que se lleva a cabo en el segundo cuatrimestre y en la que los estudiantes, además de tener que asistir a juicios, vistas y otras actuaciones judiciales en todos los órdenes jurisdiccionales (Audiencias previas, conciliaciones…), realizan juicios simulados, turnos de guardia junto con un abogado de oficio, acuden al Servicio de Orientación de Jurídica para conocer su funcionamiento y acuden también a determinadas instituciones cuyo conocimiento en profundidad les será de utilidad en su futuro desarrollo profesional. Entre estas instituciones, durante el cuatrimestre en curso los estudiantes, además de al Síndic de Greuges han acudido también al Centro Penitenciario de Fontcalent con gran aprovechamiento en ambos casos.

Premio Estudios Jurídicos RAVJL

Premio Estudios Jurídicos RAVJL

En la convocatoria del Premio Estudios Jurídicos de la RAVJL podrán participar y optar al galardón personas licenciadas en Derecho  que cuenten con una trayectoria profesional como jurista de al menos 5 años.

La Real academia Valenciana de Jurisprudencia y Legislación (RAVJL) ha convocado el Premio Estudios Jurídicos para premiar las mejores obras y trabajos jurídicos realizados durante el año sobre materias generales o temas monográficos determinados.

Este premio, que se entrega por segundo año consecutivo, tiene una dotación económica de 3.000 euros, así mismo, al premiado o premiada se le otorgará un diploma acreditativo.

En esta convocatoria podrán participar licenciados y licenciadas en derecho con una trayectoria como jurista de al menos cinco años y que presenten  una monografía original sobre cualquier tema jurídico, con una extensión mínima de 50 páginas, antes del 1 de septiembre de 2018.

Las bases del premio se pueden consultar directamente en la página de la Real academia Valenciana de Jurisprudencia y Legislación.

Resolución de impugnaciones y plantillas definitivas del examen

El Ministerio de Justicia ha publicado las impugnaciones presentadas contra las preguntas de la prueba de aptitud, realizada el pasado 3 de marzo. Además de ello, ya están disponibles las plantillas definitivas de las respuestas, con las que los alumnos podrán realizar el cálculo de su nota a falta del enlace que se publicará próximamente, a través del cual podrán consultar oficialmente su nota.

Puedes consultar aquí la resolución de las impugnaciones y aquí las plantillas definitivas de respuestas

 

Abierto plazo de preinscripción al Máster en Abogacía

Abierto plazo de preinscripción al Máster en Abogacía

Se abre el plazo de preinscripción en los másteres de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche para el curso 2018-19 y finaliza el día 30 de junio de 2018.

Para realizar la preinscripción en el Máster en Abogacía debes seguir estos pasos:

  1. Verifica los datos en la aplicación Preinscripción Universitaria
  2. Entrega la documentación solicitada, con el resguardo de preinscripción, en el Registro General y/o Auxiliares, dirigida al CEGECA (Centro de Gestión de Campus) en el que esté adscrito el Máster.

Recuerda que tienes la posibilidad de realizar el pago aplazado de la matrícula durante 12 meses entre otros modos de pago de la matrícula.

La documentación a presentar o remitir es la siguiente:

          • Resguardo de preinscripción, debidamente firmado.
          • DNI o Pasaporte en vigor
          • Título que da acceso al Máster o acreditación de haber solicitado el título y abonado las tasas de expedición. (Original y fotocopia o fotocopia compulsada)
          • Certificado académico oficial de notas. (Original y fotocopia o fotocopia compulsada)
          • Curriculum vitae